miércoles, agosto 03, 2016

Abuelo

Eras un viejo terco y obstinado, eras la definición del apellido Sanabria. 

Hoy ando lejos llorando tu fallecimiento, recordando todas las cosas buenas y malas que vivimos juntos. Compartimos por más de 25 años el mismo techo, fuiste la razón por la que mi madre me golpeo por primera y única vez en toda mi infancia. Llenaste mis fines de semana con caminatas y exploraciones. Me regalaste mi primera bicicleta y me arreglaste la que dañe después de haberme caído. Corriste a auxiliarme cuando caí en un alambre de púas y espantaste perros que me asustaban, me dejaste dormir en tu cuarto armando carpas y fuertes con cojines. Fuiste el primero en darme un centavo para comprarme mecato después de una tarde de trabajo. Fuiste justo y consecuente en mi infancia.

Durante mis años de estudio te preocupaste por que nunca me faltara nada. Me impulsaste a seguir siempre estudiando y mejorando, intentaste que tuviera una buena caligrafía, pero el computador dimitió tus esfuerzos. Me volteaste la cara por ser irreverente con mi madre, me enseñaste a nunca irrespetar a la mujer que sacrificaba tanto por nosotros, me enseñaste a no odiar a mi padre por no estar con nosotros y que la familia debía siempre estar unida.

Poco a poco me fui alejando mientras iba creciendo, te volviste irreverente, terco, obstinado y agresivo con todos, la edad se marcaba cada vez más en tus ojos y no dejabas que tu forma de ver la vida muriera, el tiempo te consumía lentamente y los rápidos saltos en la tecnología nos apartaron aún más. La familia se fue separando a causa tuya, nos atacaste y nos golpeaste a todos de diferentes maneras, no te he de negar que aún me duele lo que paso con Kero. Pero en el fondo todos estuvimos ahí queriendo que cambiaras para poder volver a hablar. Te aferraste a tus ideas y nosotros a los cambios. 

Sólo quedamos los seis de siempre y aun entre nosotros las cosas fueron escalando a patepior. Existieron días en que ni quería saber de vos, otros en los que me alegraban tus historias bobas. El tener que explicar mil veces como funcionaba el control remoto... Y partí de casa, a otro país. No soy de los que llama a casa, mi madre lo sabe mejor que nadie, pero hablamos y siempre me dijiste que si me faltaba algo te avisara; al final tu preocupación era si estaba bien y cómo podrías hacer para mejorar mi estancia acá. 

Me alegra que la última vez que habláramos fueras ese viejo cálido y tierno que me acompañó a explorar, que me gastaba un mecato o una gaseosa, te recordaré con cariño mi abuelo, descansa que ahora en familia debemos cuidar de los que estamos de este lado honrando tu memoria. 

Hoy sonrío, me enfado y lloro por tu deceso, hoy pienso que eras una persona de tu tiempo, un ser humano que sin tener nada impulsó a sus seis hijos a estudiar, para que como tu decías no comieran la misma mierda en vida que tu comiste. Hoy veo los sacrificios de tu vida en nombre de la familia, tal vez no es justo con vos que no puedas leer esto, pero hoy entiendo la importancia de tu vida en todos nosotros como familia. Descansa Abuelo, espero que nos volvamos a ver. 

domingo, abril 10, 2016

He vuelto.

Ni estaba muerto, ni estaba de parranda.

Sólo estaba organizando mi vida, desde hace dos semanas emprendí un viaje a una roca en medio del mediterráneo, Malta. Para mejorar mi manejo de una segunda lengua y tener la posibilidad de descubrir y redescubrir muchas cosas. 




Aun tengo muchos sentimientos encontrados con todo este viaje, nunca nada es como lo esperas, pero siempre esperas que sea mejor que lo que esperas; el problema es cuando es al contrario. Tengo algunas dudas acerca de todo esto, pero estoy seguro que la experiencia y el aprendizaje a largo plazo valdrá mucho la pena.

He logrado poner en perspectiva muchas cosas de mi vida, me esta ayudando a ir a algún lado en vez de estar simplemente atorado en esa burbuja de desesperanza en la que me encontraba. Ahora estoy a la puerta del infinito todas las posibilidades o ninguna, de saber que la vida será permeada de curiosas experiencias, como: Compartir cuarto con un turco que no habla mucho ingles. Buscar formas de comunicarme con él. De descubrir la multiculturalidad del mundo en un solo lugar por medio de un idioma común.


Hoy duermo pensando que voy a algún lado, pero me levanto sin sentirme en casa, sólo cuando ella me visito pude sentir esa tranquilidad y pude dormir tranquilo. No me siento homesick, sólo que aun no he vuelto este lugar mi casa. 

El tiempo dirá en que termina todo este proceso. Les estaré escribiendo a quienes quieran seguirme leyendo.


miércoles, septiembre 23, 2015

Día sin carro.

La muestra vanagloriada de la lucha de una ciudad por combatir la decadencia del consumo de hidrocarburos (callaré al hippie)... 

Salí como la mayoría de mis días en bicicleta mientras escuchaba "hoy seria más tranquilo", para mis adentros pensaba es un día como cualquier otro, igual estaré encima de mi bicicleta con autos o no. Que sea menos contaminado, es mentira, aunque disminuyan las emisiones por el parque automtor aun hay mucho movimiento de transporte que genera un impacto; ahora no estoy diciendo que deban elevarlo todo, hay gente que no les importa o que no tienen la forma de como poder desplazarse en un medio alternativo (lesiones y otras condiciones).

Iba por mi recorrido habitual, menos carros se hacen más visibles los taxis, y pensé vamos a ver como esta la 26 que debe tener paso hasta 7ma directo y me ahorro la vuelta, pues bueno, entre puente y oficinistas que no podían subirlo no había raye, es decir, la gente esta intentando por primera vez no hay rayes. Pero entonces de la nada un activista mamerto saca su celular para intentar tomar una foto. si te desastibilizas sacando algo de tu bolsillo no esperes una foto decente al pedalear (me recuerda la canción de Susana "la gente no sabe pedaaaaaalleeeeaaar"). Segundos después de tomar al foto intenta guardar y lo mismo, el problema una persona al lado de esa que recibe un pequeño empujón de alguien por obtener likes en un día casi se lleva a la mierda a otro. 
y luego me paso a mi, iba a ser parte de la foto de portada de alguien que casi se va de jeta y conmigo puesto ¡ay el mamertismo mediatico de facebook más la bicicleta elevado a la potencia del día sin carro!

día en la oficina, ver como el mamertismo exponencial crecía por redes sociales.

A la de vuelta una serie de problemas me obligaron a dejar mi bici en la casa de alguien, y montar una vez más en fixie, la cinelli super corsa 64 de mi prima. Hacia dos años que no montaba fija, me gusto volver a ser el gamín en las calles de noche de la ciudad, hasta que se me salió la cadena y bloqueo el piñón. de ahí en adelante rodamos con alejo (mexican guero) y llegamos a casa.

Pero sí, la cosa es que ya no es un día sin carro, es una escena política de empoderamiento de un sector de la movilidad urbana. Fotos, comentarios y razones por las cuales debe ser más de un día, se debe celebrar más seguido. 


lunes, agosto 31, 2015

La casa del vapor.

Ayer estuve en un Temazcal, al principio tenia mis dudas si ir a una cosa de ese estilo... me parecía muy hippie. Estar encerrado con otra gente en una olla de vapor, mientras ponen hierbas y cantan rituales de sanción. Pero el plan que tenia de ir a Cogua y el Neusa se había cancelado, ante la tentativa de quedarme un fin de semana sentado en mi casa haciendo nada, decidí alistarme y salir a esta cosa rara. 

Al llegar a este sitio y ver los personajes que teníamos al rededor, señoras de alta alcurnia llevadas por las medicinas tradicionales, un grupo de jovenes: dos creyentes de los espíritus, un harecrhisna y una vieja que iba a probar la cuestión. Por nuestro lado era Sergio (hippie creyente), lucia una amiga eslovaca de él que al igual que yo íbamos a mirar de que trataba. Ayudamos a armar el Temazcal y a cortar al leña, aunque la verdad es que hicimos más el intento que realmente cortarla, pero igual nos divertimos intentando ser leñadores y concentrarnos en golpear un punto nos focalizamos e hicimos hachaterapia. 

Nos cambiamos y esperamos a entrar, nos limpiaron con esencias de no tengo idea para preparados, hicimos una petición con tabaco y se arrojo a las piedras calientes, entramos por orden pidiendo permiso para entrar, cosa que hice con gusto me parece muy lindo pedir permiso, y nos preparamos. Eran cuatro puertas, es decir que debían ingresar cuatro tandas de rocas calientes o "abuelas" como ellos las llamaban haciendo alusión a su sabiduría. 

La primera puerta, se abrio entraron las abuelas, entre un blanco y un rojo, al recibimiento de cada uno la mayoría decía algo como ahoy o eso escuchaba yo, como saludando. cada puerta tenia un significado y las primeras siete piedras también y lo fueron explicando, y entendí que peticiones iban en cada puerta: A mi mismo, a las mujeres hacedoras de la vida, a la medicina y a la tierra.

Mis rezos fueron cortos, peticiones sencillas en cada uno de esos aspectos, y luego sentí la necesidad e agradecer estar ahí, volví a sentirme humano, impotente como tres elementos de la naturaleza (fuego, tierra y agua) estaban allí y me hacia claudicar nuevamente en mi orgullo vano de la razón. El sudor bañaba mi cuerpo y sentí esta capa húmeda que recorría todo, una que otra gota que se desplazaba desde la coronilla por todo el cuerpo, la oscuridad en la que estábamos me llevó a pensar en mi cuerpo, su posición, su comodidad e incomodidad, y lo conocí nuevamente de otra forma. 

Al salir, sentí la luz, el sudor en mi cuerpo, el viento frío en un día soleado, ver a mis compañeros, agradecer una ultima vez y con un abrazo despedirnos de todos y desearles un buen camino, todos a su manera tuvieron un momento intimo, una lucha consigo mismos para aguantar el calor, para buscarlo, sus peticiones ya las hablaran en vos alta o las dejaran para si mismos, allí todos fuimos cercanos y lejanos... fuimos humanos.

El resto de la historia es un accidente, un trancon y canciones en 3 horas de recorrido. Hoy la historia es que tengo la piel suavecita y sintiendo mi humanidad, buscando aun limites de mi cuerpo y de mi razón.  

lunes, agosto 24, 2015

por qué viajas tanto.

un fin de semana en Suesca, y mi intento de escalar que termino en dolor de brazos y algo frustrado por no poder subir más arriba de lo que esperaba.



luego un fin de semana en casa descansando, justo en el puente, para que le duela. Después un fin de semana de infarto en el cocuy, que se resume en no pude respirar, casi me da hipotermia, y el agua panela es el mejor invento de la humanidad. Pero más allá de eso la importancia de lograr afrontar los limites de tu humanidad y haber fallado contra la naturaleza, te demuestra que tu narciso es una pendejada frente una tormenta de nieve. 



luego un fin de semana en sesquile, y terminar celebrando mi cumpleaños con mis más viejos amigos. y madrugar para pensar en que relaciones debía distanciar, que te están haciendo daño es más desde hace eones que te lastiman y no haces nadas, pararse de nuevo antes la naturaleza y pensar que será de tu vida te lleva a decir que dejar atrás, y así voltee a mirar atrás y me empece a despedir. 


Ahora duro 5 días sentado frente a un pc, haciendo una mierda que medianamente me parece interesante, pero aun no sé si me gusta, pero cada fin de semana buscare un lugar a donde llegar, para que la vida siga siendo interesante. 

domingo, agosto 09, 2015

primera semana.

Bueno eso de trabajar como que es tedioso, pero distrae la mente, hasta que pasas 8 horas en una oficina solo...

esta semana se trato de adaptación al horario y a la silla, al puesto y al estar concentrado por más de una hora en una obra o labor, así que hay que tener en cuenta todo el proceso. será una experiencia ue espero que tenga cosas para contar, hay cosas que no puedo contar porque son del proyecto mismo, asi que me tocara morderme la lengua y amarrarme los dedos, pero veremos hasta donde me lleva esta iniciativa de la universidad.



lunes, agosto 03, 2015

first day at work

Te citan a las 730, para entregarte puesto, llegas y no hay nadie... llegan a las 8:30 y se les había olvidado la reunion que cuadraron contigo la noche anterior.